Empleo y tecnología unidos

Qué es y cómo hacer un portfolio

Ya sea físico u online, un portfolio es la mejor tarjeta de presentación que tienes para encontrar trabajo. Esto es especialmente cierto si estás buscando trabajo, y todavía no tienes suficientes trabajos en tu currículum para respaldar tus nuevas habilidades.

No hay nada más importante para tu carrera que presentar tu mejor trabajo en un portfolio atractivo, profesional y accesible.
Pero ¿qué es un portfolio y cómo se hace?

Qué es y cómo hacer un portfolio

¿Qué es un portfolio?

Un portfolio o cartera es una compilación de materiales que ejemplifica tus trabajos, habilidades, calificaciones, educación, capacitación y experiencias. Proporciona una visión global de tu personalidad y ética de trabajo.

Tu portfolio puede ser físico (en papel) u online, pero no hay ninguna regla que diga que no se pueden tener diferentes carteras de diseño para diferentes trabajos.

Un buen portafolio incluye lo siguiente:

¿Por qué deberías tener un portfolio?

El proceso de crear un portfolio te ayudará a convertirte en un candidato más efectivo para un trabajo. Identificarás las habilidades que has adquirido a través de tus diversas experiencias, y cómo se relacionan con la carrera que te interesa.

Elegir las experiencias más relevantes y ponerlas en un formato de fácil comprensión, te ayudará a articular mejor sus habilidades y experiencias cuando se te hagan preguntas sobre tus calificaciones en una entrevista.

Un portfolio profesional también le mostrará al empleador una prueba de tus habilidades organizativas y de comunicación relacionadas con tu carrera.

A continuación, vamos a mostrarte cómo hacer un buen portfolio que te represente.

¿Cómo hacer un portfolio?

Reúne todos tus proyectos existentes y determina el enfoque

Lo primero que debes hacer es reunir todos los proyectos en los que has trabajado durante tu formación, y ver todo en conjunto. ¿Hay algún tema importante o similitud entre tus proyectos favoritos o los proyectos que crees que muestran tu trabajo más fuerte?

Generalmente, en el portfolio no se incluyen todos los trabajos que has hecho, así que es el momento perfecto para averiguar cuáles son tus fortalezas y qué tipo de trabajo estás más interesado en realizar en el futuro.

Para averiguar qué piezas debes poner en primer plano en su portfolio, piensa qué aspectos del trabajo son los más interesantes para ti, y los proyectos en los que generalmente produces un trabajo de más calidad.

¿Cuántos ejemplos de trabajo debería incluir un portfolio? Esa es una pregunta difícil, pero por lo menos, debes llenar 20 páginas de un portfolio físico, y por lo menos 30 ejemplos para un portfolio online.

Necesitas ser capaz de mostrar una amplitud de trabajo bien hecho, junto con una gama de aplicaciones, así que incluso si seleccionas varios ejemplos de un mismo proyecto, deberías asegurarte de que tratas la imagen individualmente.

¿No tienes suficientes proyectos? Crea más

Si necesitas rellenar tu portfolio con más proyectos, ¡entonces hazlo! Una gran manera de encontrar inspiración para nuevos proyectos, es pensar en algunos problemas que te molestan, y diseñar soluciones para esos problemas.

Otra buena manera de expandir tu portfolio, es preguntándole a tu familia y amigos si tienen algún proyecto de diseño simple en el que necesiten ayuda.

Esto no sólo te da la oportunidad de trabajar en un problema real, sino que también podrás trabajar con un cliente real, practicar tus habilidades de comunicación y terminar con un trabajo real para añadir a tu cartera.

No es necesario que tu portfolio de diseño se limite a incluir sólo el trabajo de clientes. Los proyectos autoiniciados son aceptables, y se recomiendan para el trabajo por cuenta propia, especialmente para ilustradores.

Dale un contexto a tu trabajo

En la comunidad de diseño se debate mucho si se debe proporcionar o no un contexto escrito, y una explicación del proceso para cada pieza del portfolio.

Si tu portfolio se centra en el trabajo de diseño visual, tu trabajo debe hablar por sí mismo y debe enganchar a la gente por sí mismo.

Por otro lado, si eres un diseñador de UX, puede ser una buena idea mostrar el proceso con un poco más de profundidad para que el usuario final entienda cómo piensas y pueda extrapolar cómo podrías enfocar un proyecto. Asegúrate de utilizar anotaciones que indiquen cómo y por qué se creó la obra.

Ya sea que muestres o no tu proceso, debes enfocarte principalmente en hacer emerger tu mejor trabajo. Nunca muestres nada de lo que no estés orgulloso que otros vean.

Al organizar los activos a incluir en tu portfolio, específicamente para el trabajo de UX/UI, no incluyas sólo una captura de pantalla o imagen del producto final. Considera la posibilidad de mostrar maquetas iniciales.

Compra tu dominio y crea tu portafolio

Dedica tiempo a tu marca personal. Sigue estos pasos para configurar rápidamente un portfolio online:

Planifica una estrategia en redes sociales

Si estás interesado en hacerte una marca personal, puede ser una gran idea estar activo en 1 o 2 redes sociales. Pero elige tus redes con cuidado.

Siempre que tengas nuevos trabajos que mostrar, publícalos en tus redes sociales usando hashtags relevantes y un enlace a tu sitio web.

Dale a tu cartera una limpieza de regular

Resiste la tentación de llenar tu portfolio de diseños con ejemplos antiguos o irrelevantes de tu trabajo, haciendo una limpieza completa regularmente. Los portfolios de diseño necesitan una atención constante, nunca se sabe cuándo te lo van a pedir.